Your search results

Energías renovables para conseguir un hogar más eficiente

Posted by webadmin on 11 octubre, 2021
| 0
3-21

Hoy en día las energías renovables han evolucionado de manera que ya no se utilizan solamente a gran escala sino que se pueden integrar en el uso doméstico.

En Treshabitat te contamos cuáles son las energías renovables que puedes implementar en tu vivienda para conseguir un hogar más eficiente.

Si bien es cierto que hay algunas variables que son determinantes para elegir el tipo de energía renovable que se puede utilizar en una determinada vivienda, acudiendo a profesionales para que nos hagan un estudio personalizado, seguro que podremos encontrar aquella que se adapte a nuestras necesidades.

Las principales fuentes de energía renovables que podemos utilizar en el hogar son:

Aerotermia

Es una energía basada en intercambio de temperatura con el aire y sirve para producir agua caliente o fría en una vivienda a través del suelo radiante, así como para acumular agua caliente sanitaria.

Geotermia

También se basa en el intercambio de temperatura pero en este caso es con el suelo, debido a la temperatura constante que se mantiene en la tierra a 10 metros de profundidad.

Solar

Es la energía proveniente del sol y es una de las más conocidas. Para obtener electricidad se utilizan las placas fotovoltaicas. Para obtener agua caliente se utilizan otro tipo de placas diferentes junto con un depósito para el agua.

Eólica

Con la energía producida a través del viento se puede generar electricidad mediante unos aerogeneradores domésticos. Para ello, hay que tener en cuenta la ubicación de la vivienda y conocer la cantidad de viento existente, así como el espacio necesario para la instalación.

Biomasa

A partir de residuos forestales o materiales orgánicos se puede generar calor con calderas de biomasa para calentar el agua.

Para poder conseguir el autoconsumo, en muchas ocasiones, es necesario poder combinar diferentes tipos de energía. Para ello, hay que acudir a un experto que analice el tipo de vivienda, ya que la ubicación y el aislamiento son factores fundamentales, así como determinar cuáles son las necesidades energéticas específicas.