Your search results

Consigue un look nórdico para tu hogar

Posted by webadmin on 2 diciembre, 2019
| 0
nordico

El mes de diciembre, es un mes especial. Muchos de nosotros realizamos una valoración de cómo han ido desarrollándose los acontecimientos durante todo el año y nos planteamos cerrarlo realizando aquellos proyectos que nos habíamos dejado en el tintero.  Una de las cuestiones que llevas tiempo sopesando, es variar la decoración de tu hogar. Durante mucho tiempo has utilizado el minimalismo y ahora deseas un toque diferente. Razón por la que has pensado apostar por un “look” nórdico. Por ello desde Tres Habitat vamos a explicarte cómo puedes aplicarlo para redecorar todos tus dormitorios. 

Una de las claves de este estilo, es la apuesta que realiza por los materiales naturales. Estos van a estar presentes en todos los elementos. Para el mobiliario, nada mejor que decantarse por la madera. Aquí debes dejarte guiar por tu gusto personal y las tonalidades que deseas incluir en tu estancia. Personalmente, nos encanta los compuestos con haya, pero cualquier tipo de madera quedará espectacular. 

Para la selección de los elementos textiles, tienes que continuar con la misma idea básica. Tanto tus sábanas, edredones, alfombras, cortinas o cualquier textil que quieras introducir para crear contrastes, deben estar compuestos de fibras naturales. En este sentido, sabemos que no tendrás ningún tipo de dificultad dado que puedes seleccionar elementos fabricados en algodón, alpaca, lino, cashmere, lana, etc. Los tonos claros son preferibles, ya que aunque tengan acabados más simples, no desentonara con el resto de la habitación. Puedes probar con una paleta de grises. ¡Seguro que quedan genial! 

En lo que respecta a las lámparas, por supuesto el cristal es la mejor de las opciones. Debes recordar utilizar una luz cálida para generar esa sensación de confort que estas estancias reclaman 

Por último, y no por ello menos importante, debes elegir colores neutros para las paredes de dicha habitación. Lo ideal es que utilices el blanco, dado que es el color principal en el estilo nórdico. No obstante, también puedes aplicar tonos como el beige que te aporten el mismo efecto. De esta manera conseguirás ese toque que tanto buscas.